Señor Dios, Tú eres el Amor, y quien me hicistes para amar.

Busco a la persona que desde antes que naciéramos

Tú pensaste para mi.

Hazme paciente para esperar su llegada.

Sé que hiciste su corazón para mi y mi corazón para él.

Enséñame a reservarme para esta persona, como ella se reservará para mi.

Que mis ansias y mi impaciencia no desvíen el camino, ni me lleve a buscar atajos fáciles.

Entréname en el amor generoso a los otros para que cuando llegue pueda amarlo profundamente

.Cuídalo de todo mal, guárdalo en su cuerpo, alma y espíritu.

Aunque no nos conozcamos ayúdanos a ser mejores cada día, más solidarios, más generosos, más puros.

Bendito seas Señor, en esta persona que pensaste para mi.

Bendito seas Señor que nos has hecho para amar y ser amados.

Bendito seas en el día que nos conozcamos y podamos emprender el camino "de ser uno" en el amor

3 comentarios:

Natacha dijo...

Clarissa, yo creo que no solo hay una persona destinada ser nuestro amor... hay tanta gente maravillosa, que me sería un error dejar pasar... esperando...
Vivir el presente y amar sin buscar.
Un beso, mi niña.
Natacha.

SOL dijo...

Dios es el unico que nos ama sin pedir nada a cambio!!!
Tan real como que creo en EL con todo mi corazón!!!
Bello cielo, besos llenos de luz!!!

Cecilia dijo...

Me encantó la oración. La voy a empezar a rezar!!!

GRACIAS!!!

Besos!

Publicar un comentario

gracias por tus palabras de amor.